Adiós a Sam Moyo, luchador por la justicia social y la igualdad Pablo Gentili

Queridos amigos y amigas,

Recibimos la triste noticia de la prematura muerte de Sam Moyo, miembro del Comité Ejecutivo de IDEAs y ex presidente del Consejo para el Desarrollo de la Investigación en Ciencias Sociales (CODESRIA), la institución hermana de CLACSO en África.

Sam fue un destacado estudioso de la economía política en Zimbabwe. Se encontraba en Nueva Delhi, India, para participar en una conferencia sobre “Cuestiones laborales en el Sur global”, cuando el auto en el que viajaba sufrió un grave accidente. Luchó hasta ultimo momento por la vida, pero falleció ayer, 22 de noviembre de 2015.

Sus temas de estudio fueron la ecología política, las nuevas ruralidades, las organizaciones no gubernamentales y los movimientos sociales. Publicó varios artículos, capítulos de libros y los siguientes libros (como autor, co-autor o co-editor): La cuestión agraria en Zimbabwe; El proceso de adquisición de tierras en Zimbabwe 1997/8: impactos Socio-Económicos y Políticos; La Reforma Agraria bajo el ajuste estructural en Zimbabwe; Las ONG, el Estado y la política en Zimbabwe; Política Energética y Planificación en el Sur de África; Seguridad Ambiental en el Sur de África; Organizaciones campesinas y democratización en África; La recuperación de la Nación: El retorno de la cuestión nacional en África, Asia y América; entre otros.

Sam fue un activo colaborador del Programa Sur-Sur de CLACSO y CODESRIA. Su obra: Recuperando la tierra. El resurgimiento de movimientos rurales en África, Asia y América Latina fue publicada por nuestras instituciones y está disponible para descargar completa en nuestra Librería Latinoamericana de Ciencias Sociales.
(http://www.clacso.org.ar/libreria-latinoamericana/buscar_libro_detalle.php?id_libro=69
&campo=autor&texto=moyo
)

Su fuerte sentido del panafricanismo y su solidaridad con los pueblos del Sur nos han enriquecido permanentemente y nos acompañarán siempre.

CLACSO despide a nuestro querido y admirado Sam Moyo, sabiendo que esté donde esté, nos acompañará siempre en las luchas por un mundo más justo, humano e igualitario.